Descubren identidad de Jack El Destripador


Russell Edwards  es un británico de 48 de años, concretamente del municipio de Barnet (al norte de Londres), que ha pasado 14 años investigando por cuentapropia la macabra historia del asesino conocido como ‘Jack El Destripador’: el hombre que a lo largo de 1888 acabó con la vida de al menos cinco mujeres, a las que descuartizó con una precisión de cirujano, en el East End londinense.

image

Según publica el diario ‘The Guardian’, Edwards afirma que “definitiva, categórica y absolutamente” Jack El Destripador fue Aaron Kosminski,  un inmigrante judío polaco de 23 años de edad que llegó con su familia a Inglaterra en 1881, huyendo de la persecución de los gobernantes rusos de Polonia, y vivió en el Mile End de la Ciudad Vieja.

Lo sabe, explica, porque en 2007 dio con un chal manchado de sangre que perteneció a Catalina Eddowes, una de las víctimas de ‘El Destripador’. Al parecer, la prenda fue encontrada por el sargento Amos Simpson, que estaba de guardia la noche de la muerte de Eddowes, y lo guardó para su esposa. Pero la pobre mujer, horrorizada porque la prenda estuviera manchada de sangre, lo guardó y fue pasando de generación en generación, hasta que Edwards lo compró en una subasta en Bury St Edmunds, Suffolk. Luego, con ayuda de con la ayuda de Jari Louhelainen, un experto en biología molecular, realizó las pertinentes pruebas deADN

“Tengo la única pieza de evidencia forense en toda la historia del caso,” declaró Edwards a ‘The Guardian’ . Y añadió: “Sólo los no creyentes que quieren perpetuar el mito dudarán. La verdad es ésta y le hemos desenmascarado “.

‘Jack el Destripador’ asesinó al menos a cinco mujeres de forma cruenta en el Londres de 1888: les rajó la garganta, eliminó algunos de sus órganos internos y dejó sus cuerpos mutilados en los callejones de Whitechapel. “Cuando descubrimos la verdad, fue la sensación más increíble de toda mi vida”, señaló el investigador.

Sin embargo, no todo el mundo está de acuerdo con esta versión. Otros expertos en ‘El Destripador ponen en duda las afirmaciones de Edwards. Richard Cobb es uno de ellos.

En declaraciones al ‘Times’, Cobb alegó que el chal había sido tocado por muchas personas en los últimos años, lo que hace menos fiable cualquier muestra de ADN. “El mantón ha sido manejado por un montón de gente y no solo se ha tocado, ha sido incluso soplado y escupido”, discrepó Cobb.

En su defensa, Edwards sostiene que Kosminski es uno de los seis sospechosos que comúnmente se asocian a ‘Jack el Destripador’ y que había sido incluso citado por la policía, pero nunca se tuvieron pruebas suficientes para llevarlo a juicio.

Kosminski fue admitido en una cadena de manicomios, donde murió en 1899 de gangrena en la pierna.

Anuncios

Tus opiniones nos interesan...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s