Ying yang?


Cuenca-Ecuador

Ying yang?

Con el transcurrir de los dias, sin muchas historias que contar, o quizas sin querer contarlas por el momento, me puse a reflexionar sobre el diverso comportamiento de los hombres y las mujeres, y es que a veces son tan distintas pero en ciertas circunstancias pensamos igual, sin embargo quizas por el ambiente machista y la diferencia social en como se le ve a una mujer y a un hombre hacen que esos comportamientos sean disimulados. por ejemplo:

– Si un hombre se interesa por buscar mujeres en una discoteca, es un “casanova”, “don Juan”, “perro”, “el macho alfa”, “Maestroo”.
Sin embargo si fuera el mismo caso en una mujer, es… bueno ya saben lo que dicen de las mujeres que hacen eso.
– Si una mujer le gusta vestir bien, estar bien arreglada, es una mujer cuidada, simpatica, coqueta, o como diria tongo “pituca”.
Pero si un hombre es asi (claro sin ser exagerado) es: “Brito”, “raro”, “se le moja la canoa”, “patea con los dos pies”, “gay”.

– Si a un hombre le gusta el futbol, es un atleta, un conocedor, un preparado en la materia.
Pero si a una mujer le gusta el futbol es una “machona”, “lesbiana”, “rara”.

– Si a una mujer le gusta las peliculas romanticas es linda y esta en contacto con sus sentimientos (sensible)
pero si a un hombre le gusta una que otra comedia romantica o algun drama… bueno ya saben lo que dicen.

Sin embargo hay cosas en que si somos muy diferentes y quizas no haya explicacion para ello, no le podemos echar la culpa al ambiente machista que tenemos, o a la conducta de la sociedad en masa. ejm:

Cuando recuerdan una boda, las mujeres hablan de la ceremonia, el vestido de la novia, lo galante que estaba el novio, los bocaditos.
Los hombres hablan de la despedida de soltero!, los escotes, las piernas, la borrachera, las estupideces que hicieron: (recuerdas cuando vomitaste sobre la novia!, recuerdas cuando te botaron del lugar, recuerdas cuando… no ps la verdad no recuerdo!!)

las mujeres no suelen usar apodos entre ellas. Si Maria, Petunia y Anacleta quedan para comer, se llamarán la una a la otra Maria, Petunia y Anacleta. Sin embargo si Mario, Petunio y Anacleto quedan para tomar una cerveza. Se llamarán entre ellos sonso, tronco, canito, Rasputon!, tarado… nunca por su verdadero nombre.

Un hombre y una mujer están viendo boxeo en la TV (algo extraño de por si). Uno de los boxeadores es derribado por un golpe bajo. La mujer dice “eso debe doler…” El hombre cae al suelo se dobla y grita de dolor AhhhhHHHHhHHH!!.

Cuando un hombre dice que está listo, significa que está listo!. Cuando una mujer dice que está lista significa que estará lista tan pronto como encuentre el otro pendiente, termine de maquillarse, encuentre unos zapatos que combinen, se mire en el espejo con diferentes prendas y te pregunte unas 415145 veces “con esto me veo bien?

Un hombre tiene en el baño: cepillo de dientes, pasta, champú, jabón y una toalla robada de un hotel. El número medio de objetos que una mujer tiene en el baño es de 426. Un hombre es incapaz de identificar la mayor parte de esos objetos… y no soy la excepcion.

Los hombres nos apoyamos entre nosotros, por ejemplo, una mujer sale toda la noche. En la mañana siguiente explicó al enamorado que había dormido en la casa de su amiga. El enamorado llama por teléfono a diez de las mejores amigas. Ninguna de ellas confirmó la historia, hasta le aconsejaron: “sabes que, no te conviene!”.
El hombre sale toda la noche. En la mañana siguiente, da la misma explicacion a la enamorada. ella llama por teléfono a sus diez mejores amigos. Siete de ellos confirmaron la historia, y los tres restantes, además de confirmarla, dicen que el aun está allá!!!
Un sin fin de diferencias que cada vez se hacen mas contrarias por el simple hecho de pensar en el “que diran” y otras por ser tu mismo.
En resumen, vivimos y vivenciamos de modo diferente, los hombres aprenden mejor intelectivamente y las mujeres aprenden mejor intuitivamente; los hombres experimentan y las mujeres experiencian; los hombres deciden y las mujeres perciben; los hombres afirman objetivos y las mujeres defienden metas subjetivas; los hombres diseñan estrategias de éxito y las mujeres diseñan estrategias de organización.

Quizas eso explique de que la mujer y el hombre se complementan, y francamante seria feo que ambos esten de acuerdo en todo, seria aburrido, no existiria el factor “sorpresa”, ese sentimiento de misterio que a veces gusta y a veces no, el preguntarse que es lo que piensa la otra persona, el sentirse feliz al congeniar en algo. Ese misterio es necesario.

Anuncios

Tus opiniones nos interesan...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s